Evangelio En Casa

Octubre 2014

evangelio_en_casa“Si alguien tiene sed, que venga a mí y beba. Como dice la Escritura, de lo más profundo de todo aquél que crea en mí brotarán ríos de agua viva” (Jn 7, 37-38).

————————————————————————————————————–

Durante este mes de octubre podemos meditar y aplicar a nuestra vida esta frase de Jesucristo. Quien se acerca a Él bebe del agua viva que es la gracia que nos da la vida. “Tenemos en Jesucristo tres fuentes de gracias. La primera es de misericordia, en la que nos podemos purificar de todas las manchas de nuestros pecados (…). La segunda fuente es de amor: quien medita en los sufrimientos e ignominias de Jesucristo por nuestro amor, desde el nacimiento hasta la muerte, es imposible que no se sienta abrasado en la feliz hoguera, que vino a encender por la tierra en los corazones de todos los hombres (…). La tercera fuente es de paz; quien desee la paz del corazón venga a mí, que soy el Dios de la paz” (San Alfonso María de Ligorio, Meditaciones para el Adviento 1,8). Tal vez estamos acostumbrados a mirar la realidad de una forma materialista y sin embargo, en lo más íntimo de nosotros mismos, necesitamos ser saciados de un agua que nada tiene que ver con el agua material.

El Espíritu Santo nos sacia con su amor y nos llena con sus gracias. “De la misma manera que los cuerpos transparentes y nítidos, al recibir los rayos de luz, se vuelven resplandecientes e irradian brillo, las almas que son llevadas e ilustradas por el Espíritu Santo se vuelven también espirituales y llevan a los demás la luz de la gracia. Del Espíritu Santo proviene el conocimiento de las cosas futuras, el entendimiento de los misterios, la comprensión de las verdades ocultas, la distribución de los dones, la ciudadanía celeste, la conversación con los ángeles. De Él, la alegría que nunca termina, la perseverancia en Dios…” (San Basilio, De Spiritu Sancto 9,23). Dejemos que corra esta agua viva que nos hace sentir la razón de nuestra existencia.

TEMA DE MEDITACIÓN Y REFLEXIÓN:

Durante este mes pensemos en el estilo de vida que busco. Hay muchas cosas que nos pueden atraer pero ahondando un poco podremos comprobar que no nos sacian. Son circunstancias pasajeras que se desvanecen con mucha celeridad. Hagamos un examen sincero.

COMPROMISO PARA EL MES DE OCTUBRE:

El Papa Francisco nos invita a llevar en el bolsillo los Evangelios. No es inútil abrir la Palabra de Dios y leer alguna frase. Podremos constatar que siempre nos dan una fuerza especial. Anunciemos a los demás la gran novedad de esta fuente de vida. Los sacramentos serán caños que nos dan el agua viva (la gracia), si acudimos a ellos.