María Pilar Pascual, Hija de la Caridad en Haití, en buen estado

La única religiosa navarra que desempeña su labor en Haití, María Pilar Pascual, Hija de la Caridad se encuentra en buen estado y continúa trabajando en la zona, atendiendo a los más necesitados. Tras el terremoto sufrido en Haití, la ciudad de Puerto Príncipe se encuentra en un absoluto caos. Todas las casas, escuelas, hospitales e iglesias se han venido abajo provocando la muerte de miles de personas. Las autoridades estiman que podría haber unos 100.000 fallecidos.
Durante los primeros días después del terremoto, María Pilar Pascual se encontraba en paradero desconocido, pero en la actualidad ya ha contactado personalmente con la familia.
María Pilar Pascual, de 65 años, es la única navarra que actualmente desempeña su labor religiosa en Haití, uno de los países más pobres del mundo, debido a los conflictos armados que asolan el país y a las catástrofes naturales que le han golpeado duramente en los últimos años.