Urroz Villa Corpus

Fiesta del Corpus en Urroz-Villa

El domingo día 7 se celebró la Festividad del Corpus Christi. A esta fiesta una de las más importantes del calendario litúrgico, acudieron un gran número de vecinos tanto de la villa, como de los pueblos cercanos, que componen la Unidad Parroquial de Urroz.

Esta celebración tenía una connotación extra importante y a la vez un poco triste, pues se trataba de la última vez que iban a participar en ésta festividad, tanto el Padre José Luis Saavedra, párroco de la localidad, como los hermanos Karl, Gregory y Joseph, todos ellos de la comunidad religiosa Siervos del Hogar de la Madre, y que después de cinco años al frente de la parroquia, acaban este ciclo y nos dejan para incorporarse a distintos destinos, el próximo día 21 de este mes de junio, por orden de los superiores de su comunidad.

En la celebración de la Misa participaron entre otros, los niños que hicieron en mayo la Primera Comunión, leyendo uno por uno en varios momentos, en el acto penitencial, peticiones, ofrendas, lo que dio más realce al Acto Eucarístico.

En la homilía el padre José Luis se refirió al “regalo que nos hizo el Señor en el último día de su estancia en la tierra, como es la Eucaristía, exhortándonos a seguir su ejemplo, entregándonos y amando a nuestro prójimo como Él lo hizo a lo largo de toda su vida”. La celebración de la Misa fue muy bonita, y a ello contribuyó con su actuación el Coro Parroquial.

Acabada la celebración, se llevó a cabo la procesión por el pueblo, en la cual el Santísimo fue llevado por el párroco, bajo palio, llevado éste por vecinos del pueblo, y donde dio la bendición desde los dos altares que se pusieron, uno en la Plaza del Ferial, y otro en la Plaza Torreblanca, los dos, bellamente engalanados por los vecinos.

Todo el recorrido por el pueblo se llevó a cabo con recogimiento, y se pudo observar que la asistencia fue superior a la del año pasado lo cual nos produce gran satisfacción. Pensamos que el Señor, estará contento y le pedimos que toque los corazones de más gente, vecinos o no, para que esto vaya a más, ya que se trata de una de las Festividades Litúrgicas más importantes del año.

Acabado los actos el párroco dio la bendición y agradeció a todos los colaboradores, sobre todo a los niños de la Primera Comunión por su participación en la Eucaristía.