Retiro Sacerdotal

Retiro de Cuaresma para sacerdotes

El pasado jueves, 21 de marzo, el Señor Arzobispo, Mons. Francisco Pérez, celebró en el Seminario Conciliar de Pamplona el tradicional retiro de Cuaresma destinado a sacerdotes. El día anterior tuvo lugar el de los sacerdotes de la Ribera en el Monasterio de Tulebras. Don Francisco, junto al Obispo Auxiliar, Mons. Juan Antonio Aznárez, han recorrido todas las zonas de la Diócesis.

Francisco Pérez partió del interrogante evangélico formulado a Jesús: “¿Qué quieres de mí, Señor?” Y de su respuesta: “Si alguien me sigue, correrá la misma suerte que yo”. El arzobispo resaltó que “en esto consiste la verdadera glorificación, en que el grano de trigo muera para dar fruto abundante. Así lo hizo Jesucristo en la cruz, ofreciéndose por todos. Su desprendimiento total lo muestran sus palabras: “Dios mío, Dios mío, ¿por qué me has abandonado”. El arzobispo recordó a los sacerdotes que el Señor quiere que transmitamos “no ideas, sino vivencias de una presencia viva de un Dios que nos ama. El amor no es algo, sino Alguien”. Invitó a los sacerdotes a hacer suyas las palabras de Pablo: “Estoy crucificado con Cristo. Ya no soy yo. Es Cristo quien vive en mí”. Finalizó agradeciendo a los sacerdotes su fidelidad y entrega. “Jesucristo se ofrece por todos y es en ese momento cuando descubrimos el amor de Dios como una gran revelación”, señaló don Francisco.

Tras una meditación hubo una hora de adoración ante el Santísimo.