María Auxiliadora

Entronización de María Auxiliadora en la parroquia de San Francisco Javier

Con el traslado del colegio de los Salesianos a Sarriguren muchos vecinos de Segundo Ensanche de Pamplona, con devoción a María Auxiliadora, se quedaban huérfanos. Por este motivo, desde los Salesianos pensaron en dejar una de las tres tallas de María Auxiliadora, que se encontraban en el antiguo colegio, en el Ensanche. El sitio elegido ha sido la parroquia de San Francisco Javier, donde el pasado domingo, se celebró una Eucaristía, presidida por el párroco, Jose María Aícua, y concelebrada por los Salesianos de Pamplona. La parte musical corrió a cargo del Coro de San Francisco Javier, dirigido por José Antonio Huarte Azparren.

Durante la homilía José María explicó que “de los 15 países que he visitado, todos cuentan con la presencia salesiana” y recordó que la patrona de las misiones en China es María Auxiliadora, decretada por Benedicto XVI. En el marco de la celebración el párroco bendijo unos paquetes de turrones, que han sido regalados por los fieles y que serán mandados a los misioneros de la parroquia.

Tras la Misa de fraternidad, con la imagen de María Auxiliadora en el altar, se realizó una pequeña procesión por el interior del templo, hasta su nueva capilla, situada en la parte izquierda, donde fue entronizada. La imagen fue portada por dos salesianos, un sacerdote y el salesiano Luis Miranda.
La imagen donada por los Salesianos, es la talla más pequeña de las tres que se encontraba en la iglesia del colegio, pero era una de las que contaba con mayor devoción, ya que se encontraba en una capilla donde diariamente se celebraba la Santa Misa y era la imagen que se sacaba en procesión por el patio del colegio el día 24 de mayo, día de su fiesta. A partir de ahora, muchos devotos de María Auxiliadora, especialmente la gente mayor, no tendrán que irse hasta Sarriguren, sino que ya podrán visitarla en la parroquia de San Francisco Javier.