18 de febrero de 2010

Nacional

La Iglesia gana 237.000 declaraciones del IRPF y roza los 7,2 millones
La Razón
Unos 9 millones de españoles representados por casi 7,2 millones de declaraciones (un 20 por ciento suelen ser conjuntas) apoyaron el sostenimiento de la Iglesia en España con su «equis» en la Declaración de la Renta el año pasado.
La Iglesia recibirá 11,3 millones de euros más que en la campaña anterior, al contar con la confianza de 237.000 declaraciones más. Con un 34,3 por ciento de las declaraciones a su favor, la Iglesia recaudará 252,6 millones de euros. Los españoles tomaron su decisión en la primera mitad del año, rodeados de vallas publicitarias contratadas por la Conferencia Episcopal con la famosa campaña del niño y el lince con el lema «¿Y yo? Protege mi vida». También por esas fechas, desde enero de 2009, circulaba la publicidad de los «autobuses ateos» con el lema «Dios probablemente no existe». Y el 29 de marzo se producía una primera gran manifestación en Madrid en defensa de la vida, con decenas de miles de participantes. Es en esos meses de agitación ciudadana que la Iglesia alcanzó 712.000 declaraciones más que hace 2 años.
«¿Que si afectó la campaña del lince? Seguro que es un elemento más, pero no podemos asegurarlo», responde a LA RAZÓN el portavoz de la Conferencia Episcopal, el obispo Juan Antonio Martínez Camino. Por el contrario, la campaña «En el IRPF ninguna cruz», convocada por diez entidades laicistas para desanimar a la gente de marcar la equis, no tuvo ningún efecto. La crisis económica puede haber implicado un menor crecimiento en ingresos, pero también más agradecimiento de la gente hacia la labor y cercanía de la Iglesia.
Aunque la asignación del IRPF se dedica al sostenimiento del clero y el culto, los obispos daban en diciembre 3 millones de euros a Cáritas (un 1,5 del fondo interdiocesano) en apoyo a una entidad que en 2007 atendía a 400.000 personas y en 2009 al doble.
Fernando Giménez Barriocanal, padre de familia y gerente de los obispos, explicaba el año pasado que la Iglesia dedica 46 millones de horas a servicio pastoral, catequesis, atención en despacho y visitas a enfermos (a ésto último los curas españoles le dedican casi 2,4 millones de horas). Encargar estas tareas a profesionales con sueldos de mercado costaría un 250 por ciento más.


Nueve millones de cruces en la Renta a favor de la Iglesia

EL MUNDO

Más de nueve millones de cruces en la casilla de la Iglesia católica de la declaración de la Renta. Una cifra récord. Y en plena crisis. «Marcar la casilla de la Iglesia no cuesta nada y, sin embargo, rinde mucho». Así de satisfecho saludaba en rueda de prensa el portavoz del Episcopado, Juan Antonio Martínez Camino, los resultados cosechados por la institución católica.

Y no es para menos. Las cifras son espectaculares: nueve millones de contribuyentes y 237.143 declaraciones más que el año pasado, lo que supone un aumento de 712.000 declaraciones en los dos últimos años.

Con estos declarantes, la recaudación de la Iglesia católica por la asignación tributaria ascendió a 252.682.547 euros, lo que significa un incremento de más de 11 millones de euros con respecto al ejercicio anterior. Entre los que marcan sólo la casilla de la Iglesia y los que señalan también la conjunta para esta institución y para «otros fines sociales», nueve millones de contribuyentes. Es decir, el 34,31% de los que declaran a Hacienda.

A pesar de los buenos resultados, los obispos no quieren echar las campanas al vuelo. Al contrario, recuerdan que estas cifras permiten sólo «mantener el sostenimiento de las actividades básicas de la Iglesia en niveles de eficiencia y austeridad semejantes a los que han venido siendo habituales hasta ahora».

Y piden a sus fieles que no se duerman, porque la parte del león de la financiación de la Iglesia católica no procede de la asignación tributaria, sino de su colaboración directa a través de colectas o suscripciones, que «sigue siendo absolutamente indispensable».

En cuanto a las causas explicativas del éxito recaudatorio de este año, los obispos lo achacan a las campañas publicitarias que han realizado estos últimos años.

De ahí que vaya a seguir presumiendo de su labor social y centrando mayoritariamente sus spots en ese sector de la actividad eclesial, capitaneado por Cáritas y Manos Unidas, las dos joyas de la corona eclesiástica.

La Iglesia católica recauda 11 millones más del IRPF

EL PAÍS

Más de siete millones de españoles (7.195.155) marcaron la casilla de la Iglesia católica en la última declaración de la renta, correspondiente al año fiscal de 2008. Esta cifra representa a uno de cada tres contribuyentes (el 34,31%), que han supuesto un ingreso de 252,6 millones de euros para la confesión mayoritaria en España.

Más de siete millones de españoles (7.195.155) marcaron la casilla de la Iglesia católica en la última declaración de la renta, correspondiente al año fiscal de 2008. Esta cifra representa a uno de cada tres contribuyentes (el 34,31%), que han supuesto un ingreso de 252,6 millones de euros para la confesión mayoritaria en España. El porcentaje de contribuyentes que ha respaldado a la Iglesia católica se mantiene prácticamente estable si se compara con el ejercicio anterior (en 2007 tributaron en su favor el 34,38%).

Sin embargo, la cantidad recaudada por el IRPF de 2008 suponen 11 millones de euros más que los que la Iglesia católica captó el año anterior e incrementa en 237.143 el número de españoles que eligieron esta opción, una de las que permite el Ministerio de Hacienda (otra destina la asignación a fines sociales).

Al mantener su porcentaje de fieles estable en torno a un tercio de los contribuyentes, la Iglesia católica se beneficia del crecimiento de la base de cotizantes y del aumento de la recaudación en 2008, cuando el impacto de la crisis económica no fue tan notable como en 2009. Las cifras generales del IRPF de 2008 aún no son públicas.

El secretario general de la Conferencia Episcopal Española (CEE), Juan Antonio Martínez Camino, dijo ayer que los 252,6 millones servirán para el sostenimiento de las actividades básicas de la Iglesia “en niveles de eficiencia y austeridad”. En España hay 69 diócesis y 22.000 parroquias, cuyo funcionamiento depende en gran parte de los impuestos de los ciudadanos.

Desde que se implantó el nuevo sistema de cesión del IRPF a la Iglesia católica, la recaudación ha ido en aumento. El Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero acordó una nueva fórmula de financiación eclesiástica en 2006. El 1 de enero de 2007 entró en vigor. Hasta entonces, la Administración destinaba a esta confesión una cantidad a cuenta (13 millones al mes en 2006) y se ajustaba la cifra final en función de los tributos.

A partir del nuevo acuerdo, el porcentaje del 0,5% del IRPF que se podía destinar a la Iglesia se elevó hasta el actual 0,7%. Al tiempo, el Estado retiró la subvención directa con la que hasta entonces venía redondeando las finanzas del clero. La jerarquía católica destinó a partir de entonces grandes inversiones (en torno a tres millones de euros al año) en campañas de imagen y publicidad para explicar el nuevo sistema de financiación.

El incremento del coeficiente al 0,7% fue acompañado de la eliminación de la exención del IVA, una exigencia de la Comisión Europea. Con el cambio de sistema, el Estado no garantiza ya ningún mínimo para el sostenimiento de la Iglesia, aunque la cantidad total excede la anterior. Los contribuyentes pueden marcar la casilla en su declaración de la renta sólo para la Iglesia católica o bien conjuntamente para esta confesión y otros fines sociales.

La Iglesia recaudó en la última Declaración de la Renta 11 millones más que el año anterior

ABC

Los primeros arañazos de la crisis no han afectado a los fondos que la Iglesia ingresa a través de la Asignación Tributaria. En la última Declaración de Renta, celebrada en mayo de 2009 -que corresponde al ejercicio fiscal de 2008-, la recaudación a favor de esta institución ascendió a 252,7 millones de euros, lo que supone un incremento de 11 millones de euros con respecto al ejercicio anterior.
El número de declaraciones con asignación a favor de la Iglesia aumentó en 237.143 elevándose a más de siete millones. Según estimaciones de la Conferencia Episcopal Española (CEE), teniendo en cuenta que un buen número de declaraciones son conjunta, nueve millones de contribuyentes asignaron a favor de la Iglesia Católica en la pasada primavera, medio millón más que el año anterior.
¿Por qué hay más asignantes? «La posibilidad de destinar siete euros de cada mil para apoyar la labor que realiza la Iglesia o que se lo quede el Estado para otras finalidades. Son muchos los elementos los que hacen que se quiera contribuir a la Iglesia», explicó el vicesecretario para Asuntos Económicos del Episcopado, Fernando Giménez Barriocanal.
Los buenos resultados que se vuelven a repetir este año, la segunda campaña en la que la financiación depende de los contribuyentes, garantizan a esta institución la posibilidad de mantener el sostenimiento de sus actividades básicas, teniendo en cuenta sobretodo que tras el acuerdo alcanzado con el Gobierno socialista en 2006, esta institución ha dejado de estar exenta del IVA –lo que le suponía un ahorro de 30 millones de euros anuales- y que el Estado ya no garantiza ningún mínimo para su sostenimiento, al dejar de existir el «complemento presupuestario».

Aumentar los donativos
Pese a estos buenos datos, el profundo calado y el largo recorrido que la crisis está teniendo en nuestro país, la Conferencia Episcopal está preocupada de cara a lo que pueda suceder en los próximos años. «Si hay crisis la recaudación irá a menos», advirtió Barriocanal, ya que este modelo de financiación a través de la Asignación Tributaria, se basa «en la cantidad que se paga de impuestos y ya la recaudación en 2009 ha bajado un nueve por ciento con respecto al año anterior». Por ello, el Episcopado aspira a poder aumentar las colaboraciones y donativos a través de las suscripciones periódicas a las parroquias o las diócesis.
Por su parte, el secretario general de la CEE y obispo auxiliar de Madrid, monseñor Juan Antonio Martínez Camino, también presente en la rueda de prensa, agradeció «a todos el gesto de asignar» a favor de la Iglesia y recordó que «marcar la casilla no cuesta nada y, sin embargo, rinde mucho»

Internacional

Fuentes vaticanas confirman a La Razón que el Papa consagrará la Sagrada Familia este año
Foprumlibertas.com
Si se concreta la fecha de noviembre, coincidiría con las elecciones catalanas
Lo adelantaba ayer como un rumor la web “Catalunya Religió” y lo confirmaba hoy, recibiendo la información directamente del Vaticano, el suplemento “Fe y Razón” que edita La Razón cada miércoles: el Papa vendrá antes de fin de año a Barcelona para consagrar la Sagrada Familia. “Catalunya Religió” especula con la fecha del 7 de noviembre, y en ForumLibertas nos consta que también la fuente vaticana de La Razón ha hablado de noviembre.
La visita de Benedicto XVI supondría la consagración del templo ideado por el arquitecto catalán Antoni Gaudí en el modernista Eixample de Barcelona.
En declaraciones a Europa Press el presidente del Patronato de la Sagrada Família, Joan Rigol, había adelantado que se estaban haciendo gestiones, si bien aseguró que no le consta oficialmente ninguna fecha concreta.
La visita, de llegar a confirmarse, sería una noticia muy positiva para la capital catalana. La Razón recuerda que en 2008 el monumento recibió 2,7 millones de visitantes y que el escultor japonés Etsuro Sotoo, budista convertido al catolicismo a raíz de su trabajo en la Sagrada Familia y su estudio del pensamiento de Gaudí, proponía hace dos años que la Sagrada Familia fuese la “catedral de Europa”. El Papa, que siempre ha destacado por su esfuerzo en proponer modelos de santidad y de cultura cristiana a Europa, podría respaldar algún gesto en este sentido, para mostrar la obra de Gaudí como un ejemplo de la oferta renovadora que el cristianismo hace a la cultura europea.
¿Una visita del Papa en elecciones?
La única consideración que cabría hacerle a la visita del Papa en la fecha que se especula es la coincidencia con las elecciones catalanas a la Generalitat de Cataluña. Y es que, si bien, todavía no se tiene fecha definida para los comicios, la campaña electoral comenzará de facto después de las vacaciones estivales.
Muchos sectores políticos han pedido al presidente catalán José Montilla que adelante las elecciones al mes de junio pero el máximo dirigente del socialismo catalán se ha mostrado reacio a ese hecho.
Esto introduciría un interrogante sobre la fecha de la visita del Papa a la ciudad condal ya que si la visita del Santo Padre coincidiera con la campaña se produciría un hecho que no acostumbra a pasar en las visitas del Pontífice: una confrontación de partidos en un panorama electoral. El arzobispo de Barcelona, el cardenal Lluís Martínez Sistach es el que lleva los contactos con la Santa Sede, de esos contactos deberá definirse la fecha definitiva de la visita papal. Evidentemente, la intención sería no interferir en los comicios.
Una visita vista con buenos ojos
El presidente del Consejo Pontificio de la Cultura, Gianfranco Ravasi, habría valorado positivamente durante su estancia en Barcelona el pasado enero el 7 de noviembre como fecha para la visita pastoral. Si bien será el 25 de abril cuando el secretario de Estado Vaticano, Tarsicio Bertone, acuda a la capital catalana para la beatificación del padre Josep Tous, momento en el que se podría cerrar la visita.


El Papa invita a abandonar «el estilo de vida superficial»

ABC

Benedicto XVI recibió ayer «el signo penitencial de la Ceniza» en la antiquísima basílica de Santa Sabina, donde explicó que representa el «gesto de humildad» de «una criatura frágil, hecha de tierra y destinada a la tierra». En una sugestiva homilía, el Papa comentó que el ser humano «es polvo, pero polvo amado por Dios, animado por su soplo vital, capaz de escuchar su voz y de responderle». El Santo Padre recordó que su mensaje para la Cuaresma se centra este año en la justicia social, y que estos días de humildad y penitencia deben ser también de solidaridad.
Como ayer era miércoles, el Papa tuvo oportunidad de abordar el tema en la audiencia general, en la que explicó a los peregrinos que «la conversión es ir contracorriente». Benedicto XVI añadió que hay que ir contra «la corriente del estilo de vida superficial, incoherente e ilusorio, que con frecuencia nos arrastra, nos domina y nos hace esclavos del mal o, en todo caso, prisioneros de la mediocridad moral».
Obispos irlandeses
El Santo Padre recordó las palabras del Señor a Adán en el Génesis: «Recuerda que eres polvo y en polvo te has de convertir», pero comentándolas en dos aspectos distintos. En primer lugar, «el recuerdo de nuestra fragilidad», especialmente oportuno «en una cultura que, de tantas maneras, tiende a censurar la realidad y la experiencia humana del morir». Su segunda consideración, en cambio, fue que el ser humano «es polvo y en polvo se convertirá, pero es un polvo precioso a los ojos de Dios, porque Dios ha creado al hombre destinándolo a la inmortalidad».
La catequesis de ayer, con su llamamiento a la humildad y a la conversión, resultó especialmente oportuna al día siguiente del encuentro con los obispos irlandeses para erradicar la pederastia de sacerdotes en ese país.
Como los prelados tendrán una tarea difícil, el Santo Padre ha pedido oraciones para que sepan aprovechar bien estos días de penitencia. En las próximas semanas les enviará una carta sobre el problema de los abusos sexuales que servirá de referencia al clero y los obispos de todo el mundo a la hora de hacer «borrón y cuenta nueva» en un tema que duele especialmente a Joseph Ratzinger desde su etapa de prefecto de la Doctrina de la Fe.
Benedicto XVI comenzará el próximo domingo sus ejercicios espirituales de la Cuaresma, que durarán una semana.

Sistach confirma el «gran deseo» del Papa de ir a España
La Razón
Mientras Benedicto XVI participaba ayer en la imposición de la ceniza con la que empieza la Cuaresma (en la foto, en la Basílica de Santa Sabina), el cardenal de Barcelona, Lluís Martínez Sistach, confirmaba en rueda de prensa el viaje papal adelantado por LA RAZÓN. Aunque la fecha exacta no se ha decidido, el cardenal declaró que el Papa ha mostrado «mucho interés» y «un gran deseo» de viajar a Barcelona.

Opinión

Navarra

Los tesoros de San Pedro salen del templo
Diario de Navarra
Los bienes muebles, retablos y lienzos, se restaurarán fuera de la iglesia en profundidad – El desmontado es, además, un paso obligado previo a la excavación arqueológica que llegará después de Semana Santa
El interior de la iglesia de San Pedro de la Rúa de Estella ha quedado vacío. La mayoría de sus bienes muebles se desmontaron la última semana de enero como paso previo a la excavación arqueológica que se iniciará después de Semana Santa.
Restauradores de las empresas Artres, Erpa y Sagarte, en torno a quince personas, se han ocupado de esta labor que ha despojado de las paredes del templo alrededor de una veintena de cuadros más los retablos de la Virgen del Rosario (situado en el último tramo de la nave lateral norte), del Crucificado (en el ábside de la nave central), y los de la Santísima Trinidad y San Nicolás (ubicados por este orden en el ábside y en el primer tramo de la nave lateral sur).
Retirados para entonces todos los bancos, que se trasladaron a la residencia de ancianos de Santo Domingo, la identificación con fichas de clasificación de todas las piezas se realizó sobre el suelo. Quedaron así listas para su desinsectación, un tratamiento que se está llevando ahora a cabo en el almacén del Gobierno de Navarra del polígono de Merkatondoa para eliminar los insectos xilófagos detectados en algunos retablos.
El proceso, altamente especializado e inocuo, utiliza gases inertes para terminar con la termita por anoxia, es decir, sin emplear casi oxígeno. En concreto, se realiza pieza por pieza dentro de una especie de bolsa hermética en la que se introducen individualmente y surge efecto entre los 15 y 40 días.
Esta actuación, de la que se ha encargado la firma TSA, es el primer paso de la restauración integral que van a a sufrir estos elementos patrimoniales tras la limpieza superficial que se efectuó en la fase de desmontaje. Se realizarán en talleres especializados navarros, tal y como se indicó desde la Institución Príncipe de Viana. Habrá que reconstruir piezas, reforzar las maderas afectadas por la termita, limpiarlas y confeccionar un estudio a fondo histórico-artístico de todas las muestras recogidas. Esta parte, en fase de redacción, durará meses y las piezas no volverán al templo hasta 2012, cuando se finalice toda la actuación en el interior y se dé por concluida la intervención integral en todo el conjunto monumental.
Elementos como los púlpitos o la sillería del coro recibirán el tratamiento in situ, del mismo modo que el retablo de la capilla de San Andrés, el único que no se ha desmontado por encontrarse muy encajado en las paredes y ligado a la bóveda.
La portada románica
La excavación arqueológica del suelo, de hasta dos metros de profundidad en algunos de los puntos, será la que centre todas las atenciones a partir de Semana Santa. Los descubrimientos están todavía en interrogante. Sí se conoce la existencia de un importante número de enterramientos, tal y como lo certificaron una serie de catas que se realizaron en junio del año pasado. Una vez concluida, se colocará un suelo ventilado previo al definitivo, que permitirá montar los andamios para iniciar la limpieza de las paredes y las bóvedas e indagar en la existencia o no de pinturas murales en estas zonas. Todo, en un plazo de dos años.
Para entonces, ya habrá concluido la actuación en el exterior, que se inició en marzo del año pasado y que ahora se centra en rematar las cubiertas y las fachadas. La restauración de la portada románica, ubicada al norte y todavía pendiente, se licitará en breve y pondrá al acento en subsanar el paso del tiempo y las inadecuadas reparaciones llevadas a cabo con posterioridad con mortero de cemento. La portada, de finales del siglo XII y comienzos del XIII, es única en la provincia junto a la de Santiago de Puente La Reina y la de San Román de Cirauqui.
El inicio de estos trabajos podría coincidir en el tiempo con el regreso de las seis campanas que se retiraron de la torre en el mes de agosto para poner a punto sus yugos. Aún así, su tañido no se volverá a escuchar en la ciudad del Ega hasta que los trabajos no hayan concluido en 2012. Entonces, habrán pasado tres años desde que la iglesia interrumpiera el culto para empezar con la intervención en el exterior, de 1,57 millones de inversión.

Inicio de la Cuaresma con el traslado del Cristo Alzado
Diario de Navarra
La procesión del traslado del paso del Cristo Alzado abrió ayer la Cuaresma en Pamplona en el día del miércoles de ceniza.
El acto comenzó pasadas las 19.30 horas y el paso recorrió varias calles del Casco Antiguo, desde la sede de la Hermandad de la Pasión, en la calle Dormitalería, hasta la Catedral, donde fue recibido por el Cabildo. El paso, del roncalés Fructuoso Orduna, permanecerá en la Catedral hasta la tarde de Viernes Santo, cuando se una a la procesión del Santo Entierro.