Viaje a Roma para devolverle al Papa la visita y agradecerle la JMJ

Video de la peregrinación diocesana a Roma-Asís. Pinchad en este enlace para verlo. http://youtu.be/5hsw6MSVrgM

Cerca de 200 personas, de ellas 150 jóvenes, han peregrinado a Roma en estos días, en un viaje organizado por la Delegación de Juventud. Con el obispo D. Francisco Pérez a la cabeza, han querido agradecer al papa su visita en la Jornada Mundial de la Juventud. El viaje transcurrió además por otros lugares de gran contenido cultural y espiritual como Florencia, Asís y San Remo.

El viaje realizado en autobús, se iniciaba en la estación de Autobuses el día 5 de Agosto, y tuvo la primera parada en Florencia. Allí visitaron los lugares más emblemáticos de la ciudad y se celebró la eucaristía en la catedral. La noche del día 6 se llegó a Roma, donde se iban a vivir los días más intensos. Con la visita a la ciudad, se visitó entre otros lugares la tumba de San Ignacio de Loyola o el brazo de San Francisco Javier, en la Iglesia del Gesú. El día 8 la peregrinación acudió a Castelgandolfo donde tuvo lugar la audiencia papal. El Obispo D. Francisco le obsequió al papa con una cruz, escultura de Ciriza; y un donativo para proyectos de cooperación que la Santa Sede posee en las misiones del Tercer Mundo. Los demás días pudieron ver los lugares más típicos de Roma, ruinas, etc. y se vivieron momentos de profundidad espiritual como la celebración de la eucaristía en San Pedro del Vaticano, sobre la tumba del beato  Juan Pablo II, o la celebración penitencial en las catacumbas de San Calixto, que les hizo recordar los orígenes cristianos. Días después la peregrinación llegó a Asís, donde participó en el Festival  “VI Giovani verso Assisi”. Un encuentro de juventud internacional, en el que los jóvenes navarros compartieron su fe  con jóvenes de otros países como Croacia, Turquía, Brasil, Venezuela o Alemania. Bailes típicos, cantos y testimonios fueron el contenido que se prolongó hasta bien entrada la noche. Tras la visita a la ciudad medieval de San Francisco, les llevó a culminar la peregrinación con una parada en San Remo, donde disfrutaron de un estupendo baño y día de playa, antes de continuar con el viaje de vuelta.