Fiesta de la Virgen de la Medalla Milagrosa

El pasado 27 de noviembre, a las 19:30 horas, el Arzobispo D. Francisco presidió la Eucaristía en la iglesia de la Milagrosa de Pamplona, de los PP. Paúles, con motivo de la fiesta de la Virgen de la Medalla Milagrosa.

Junto a don Francisco concelebraron el Rector de los Paúles, el P. Luis Miguel Medina, y cinco religiosos más. El Arzobispo en la homilía se fijó en tres aspectos de María: Madre, Modelo de vida Cristiana e Intercesora de todas las gracias. Recordó que ante la pandemia que estamos sufriendo el Señor da un toque a nuestros corazones para volver al camino de amor a Dios y al prójimo, condiciones indispensables para vivir en Caridad que salva. “Dios corrige para nuestro bien”, explicó. Además, narró que cuando era niño un día rompió con un martillo los huevos que había recogido su madre en un cesto. Su madre le corrigió y ese día le dejó sin cenar. El amor de su madre estaba presente, aunque le hubiera corregido y castigado. “Así Dios a quien ama también le corrige. ¿No será que Dios permite estos momentos de dolor para hacernos comprender que no somos dueños de nuestra vida y para bajarnos los humos de nuestra soberbia?”, añadió.

Finalmente, el Arzobispo invitó a tener mucha cercanía con la Virgen Milagrosa. “Confiemos todo lo que nos sucede a la Virgen Milagrosa y roguemos para que nos ampare en estos momentos de pandemia”, concluyó el Arzobispo.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad